Sigueme a través de tu correo electrónico

domingo, 14 de agosto de 2011

Última visión, Tvrris Fortissima

La figura de Juan Belmonte admira la Giralda desde Triana
 "Adiós, hasta luego, volveré pronto a nombrarte...", son frases que encajan perfectamente en esta despedida, concluimos una novena dedicada a nuestra Santa y Metropolitana Iglesia Catedral y su baluarte, el Giraldillo. Mañana lucirá sus galas celestes y blancas para admirar el transitar de nuestra Patrona, la Virgen de los Reyes.

El ya luce sus zapatos blancos y sombrero de mismo color, el se enfunda sus enaguas y se coloca su peto celeste a franjas doradas, el ya baila, toca las castañuelas y se dispone a ser uno más de los Seises de Sevilla. Arriba en lo alto del alminar, donde lo barroco de funde con lo mozárabe queda su escudo y su lanza hondeando ante el sulfurante calor que asola nuestra Sevilla.
El Giraldillo baja para contemplar el rostro medieval de la Reina de Reyes y disfruta siendo un Seise con la sonrisa de un Niño.
Publicar un comentario
Para dejar tus impresiones, comentarios o gustos mira en el final de cada entrada en las pestañitas que pone "me gusta" o "no me gusta"