Sigueme a través de tu correo electrónico

jueves, 5 de junio de 2014

Simplemente Macarena


Durante una semana hemos sido preso de la Macarena, bendita condena, el poder contemplar el bello rostro de la Señora de Sevilla, aquella que forma largas colas para poder besar sus manos, aquella que se busca desde el rincón más escondido durante un Triduo en la magna Catedral de Sevilla o aquella que se busca entre la muchedumbre agolpada a su paso de regreso a su casa.

Simplemente es la Macarena... la que mueve masas de donde menos te espera y cada vez me sorprende más. Lo del 50º aniversario quedará para la historia de mi memoria.
Publicar un comentario
Para dejar tus impresiones, comentarios o gustos mira en el final de cada entrada en las pestañitas que pone "me gusta" o "no me gusta"