Sigueme a través de tu correo electrónico

martes, 30 de julio de 2013

La Victoria de Granada

Un nuevo paso os mostramos hoy, de la procesión magna que tuvo lugar el pasado día 18 de mayo en la ciudad de Granada, con motivo del I Centenario de la Coronación Canónica de la Virgen de las Angustias.

En esta ocasión, la Virgen de la Victoria, titular de la Hermandad de la Sagrada Cena, que procesiona habitualmente en la tarde noche del Domingo de Ramos desde la Iglesia de Santo Domingo, centra nuestras atenciones.

La Virgen de la Victoria, con profunda mirada, sin lágrimas y con leve sonrisa es obra del imaginero Eduardo Espinosa Cuadros en el año 1940, siendo restaurada en 1986 por el granadino Antonio Barbero Gor y nuevamente en 1988 por el cordobés Miguel Ángel González Jurado, quien le talló nuevas manos y la reencarnó.
El paso de palio esta actualmente en renovación, estrenándose este año parte de los nuevos respiraderos que sustituyen a los respiraderos tallados en madera y dorados que el paso tenia hasta ahora -obra de Espinosa Cuadros-, realizados por los Hermanos Ramos y redorado por Antonio Díaz Fernández. Esta nueva pieza de orfebrería es repujada siguiendo dibujos que asemejan a la madera tallada. Los centrales son en orfebrería con un relieve de forma circular que se refleja la Encarnación, tal y como aparece en la fachada de la Catedral granadina. Las maniguetas con borlones de grandes dimensiones de orfebrería plateada e hilos de oro.

Por su parte las jarras entrevarales son de orfebrería dorada e inspiradas en las que ha tenido hasta ahora el paso, con motivos vegetales, también obra de los orfebres hispalenses Hermanos Ramos. La candelería es obra del taller sevillano "Viuda de Villarreal" y el taller de orfebrería "Maestrante" de Sevilla, realizó la peana en 2009 y los candelabros de cola en 2010.

Este año se completa una fase de la remodelación del paso con la restauración de los antiguos varales, de trabajo anónimo.

Los bordados del palio actuales, y con una dibujo fuera de lo común, son de damasco blanco bordados en hilo de oro y sedas y fueron realizados en oro y seda por las monjas dominicas del Convento de la Piedad y del Santo Espíritu y Adoratrices de Granada.

Publicar un comentario
Para dejar tus impresiones, comentarios o gustos mira en el final de cada entrada en las pestañitas que pone "me gusta" o "no me gusta"